Café del bueno

SÍ, PERO NO LO SOY

No está mal, para variar, ir al Centro Dramático Nacional y tener la sensación de que se ha equivocado uno y en vez del solemne Teatro María Guerrero se ha colado, sin querer, en alguna sala alternativa de Lavapiés. Sólo la cuidada escenografía de Sí, pero no lo soy, que firma Alejandro Andújar -y que recrea con lujo uno de esos bares decadentes de los años sesenta, con bola de discoteca, espejos por doquier y asientos tapizados en rojo- confirma al espectador que está en el principal teatro público, aunque éste haya sido “ocupado”, para bien, por una compañía curtida en otros territorios. Continuar leyendo “Café del bueno”

Estrellas Volodia

El territorio de Mayorga

LA PAZ PERPETUA

Si Juan Mayorga fuera uno de los protagonistas de La paz perpetua, tres perros que compiten por un collar de K7, el cuerpo de elite antiterrorista, tendría claro qué decisión tomar ante el dilema final que se les plantea. La implicación moral del dramaturgo, autor de Hamelin o Himmelweg, camino del cielo, entre otras obras, es innegable. Pero además debate sin aburrir, como buen profesor, cuela la filosofía en el escenario hecha teatro vivo. Como toda fábula, este drama con momentos cómicos es más que un cuento de animales. Mucho más. Habla de las grandes cuestiones que sacuden nuestro mundo: la seguridad, la libertad y la fina frontera que separa a ambas cuando hablamos de terrorismo, la tortura. Continuar leyendo “El territorio de Mayorga”

Estrellas Volodia

Machi, tortuga y camaleón

LA TORTUGA DE DARWIN

La evolución de Harriet, la tortuga que Charles Darwin se trajo de las Islas Galápagos, que logra pensar, hablar y ser testigo de doscientos años de historia, aporta también un corolario incómodo a la teoría del origen de las especies: el que no mejora nunca es el hombre. En su nueva fábula, La tortuga de Darwin (Últimas palabras de Copito de Nieve o La paz perpetua, a punto de estrenarse, son otras obras suyas protagonizadas por animales), el dramaturgo Juan Mayorga recorre con ojos de niño curioso -a través de los de Harriet- y cierto pesimismo lúcido la revolución industrial, el nacimiento del marxismo, el ascenso de Hitler, las dos guerras mundiales… Continuar leyendo “Machi, tortuga y camaleón”

Estrellas Volodia

Metamorfosis a ritmo de tortuga

APROXIMACIÓN A LA IDEA DE DESCONFIANZA

Un momento de sublime poesía subversiva desde su aparente inocuidad: dos actores reconstruyen con paciencia, como si fuera lo más normal del mundo, una lechuga, un tomate y una zanahoria, hoja a hoja, trozo a trozo, y vuelven a plantarlos en un saco de abono. Un huerto «frankensteiniano» e imposible: las ciudades muertas, la vida que llevamos muerta, el consumismo muerto, y todo resucitado en una utopía bucólica e idílica, aunque imposible como toda utopía. Continuar leyendo “Metamorfosis a ritmo de tortuga”

Estrellas Volodia

Bufones en la orilla

ARGELINO, SERVIDOR DE DOS AMOS

Argelino, servidor de dos amos se une en una nueva y necesaria corriente de teatro comprometido a otra obra interesante reciente, Perro muerto en tintorería: los fuertes, de Angélica Lidell. Formalmente, nada tienen que ver. Pero ambas nadan en las aguas de la denuncia. La compañía Animalario lleva años haciéndolo, a veces con demasiada ideología, como le ocurría a Alejandro y Ana. Lo que España no pudo ver del banquete de boda de la hija del presidente, o incluso a su reciente Marat-Sade. Este Argelino supone un paso adelante para la compañía y uno de sus montajes más inteligentes. Continuar leyendo “Bufones en la orilla”

Estrellas Volodia

El viaje a ninguna parte de La Zaranda

LOS QUE RÍEN LOS ÚLTIMOS

“Ladys and gentlemen, welcome to the fascinang world of the Zarandini Brothers”. Así, con inglés andaluz y de la tierra, se presenta en Los que ríen los últimos La Zaranda, que es también y en parte esos Zarandinis, cómicos de la legua o artistas circenses ambulantes. Como sus personajes, han dado en todo y nada, empeñados en su genial malditismo. Y regalan en éste, de nuevo un texto maravilloso de Eusebio Calonge, otro recital de poesía pedestre, de sabiduría popular y de teatro puro. Continuar leyendo “El viaje a ninguna parte de La Zaranda”

Estrellas Volodia

Apocalypse Liddell

PERRO MUERTO EN TINTORERÍA: LOS FUERTES

Sólo desde el horror se puede entender el horror. El artista incomoda cuando se muestra desnudo y nos muestra desnudos. El riesgo: que no todo el mundo entienda y/o comulgue. Unos cuantos espectadores se marcharon de la sala pequeña del Valle- Inclán, por eso conviene advertir que Perro muerto en tintorería: los fuertes es el más complejo e inasequible espectáculo de la ya de por sí incómoda Angélica Liddell y, a la vez, su montaje más maduro, el zénit de su progresión como artista. Continuar leyendo “Apocalypse Liddell”

Estrellas Volodia

La Zaranda derrama litros de poesía

HOMENAJE A LOS MALDITOS

La Zaranda, sueño y esperpento, son tierra y pueblo, sentir de una España de la que se ríen y a la que comprenden a la vez, son una vieja hecha vino añejo. Son poesía de tasca o farra sobre el escenario, que al cabo debiera ser lo mismo para los cómicos de carretera. Como en una birrachera, el vino y la palabra se aúnan. “In vino veritas”. Aman las esencias, las raíces, los porqués iniciales, sin dejar de hacerse preguntas. Continuar leyendo “La Zaranda derrama litros de poesía”

Estrellas Volodia
Verificado por MonsterInsights