Buen futuro para la compañía clásica

LAS BIZARRÍAS DE BELISA

Uno de los hechos teatrales más reseñables de 2007 fue el nacimiento de una nueva iniciativa pública, la Joven Compañía Nacional de Teatro Clásico (JCNTC), una especie de «compañía B» paralela a la ya existente Compañía Nacional de Teatro Clásico (CNTC). La idea del actual director de la veterana formación, Eduardo Vasco, merecía a priori todo aplauso. Pero hacía falta ver el resultado. Continuar leyendo “Buen futuro para la compañía clásica”

Estrellas Volodia

Rigola se quema

En la soledad de los campos de algodón

DÍAS MEJORES

Vaya por delante la admiración por cualquiera que se anima a jugar con fuego. Quien nunca lo hace, nunca se quema. Álex Rigola ha apostado desde sus primeros montajes por el riesgo y la originalidad. Es un buscador de lenguajes y, para bien y para mal, un provocador. La mera elección de un texto como Días mejores, del autor norteamericano Richard Dresser, le sitúa en el inconformismo. Continuar leyendo “Rigola se quema”

Estrellas Volodia

Bufones en la orilla

ARGELINO, SERVIDOR DE DOS AMOS

Argelino, servidor de dos amos se une en una nueva y necesaria corriente de teatro comprometido a otra obra interesante reciente, Perro muerto en tintorería: los fuertes, de Angélica Lidell. Formalmente, nada tienen que ver. Pero ambas nadan en las aguas de la denuncia. La compañía Animalario lleva años haciéndolo, a veces con demasiada ideología, como le ocurría a Alejandro y Ana. Lo que España no pudo ver del banquete de boda de la hija del presidente, o incluso a su reciente Marat-Sade. Este Argelino supone un paso adelante para la compañía y uno de sus montajes más inteligentes. Continuar leyendo “Bufones en la orilla”

Estrellas Volodia

El relevo de Les Luthiers

MI MISTERIO DEL INTERIOR

¿Qué pasa si metes un gorrión en un limón? Pues que el limón, claro, vuela. Parafraseo el largo título del anterior montaje de Ron Lalá para dejar constancia de la absurda lógica de una compañía tan joven y dinámica como fresca y divertida. Mi misterio del interior, su nueva propuesta que vuelve al Alfil por tercera temporada, es todo un hallazgo de la cartelera off. Continuar leyendo “El relevo de Les Luthiers”

Estrellas Volodia

El viaje a ninguna parte de La Zaranda

LOS QUE RÍEN LOS ÚLTIMOS

“Ladys and gentlemen, welcome to the fascinang world of the Zarandini Brothers”. Así, con inglés andaluz y de la tierra, se presenta en «Los que ríen los últimos» La Zaranda, que es también y en parte esos Zarandinis, cómicos de la legua o artistas circenses ambulantes. Como sus personajes, han dado en todo y nada, empeñados en su genial malditismo. Y regalan en éste, de nuevo un texto maravilloso de Eusebio Calonge, otro recital de poesía pedestre, de sabiduría popular y de teatro puro. Continuar leyendo “El viaje a ninguna parte de La Zaranda”

Estrellas Volodia

Apocalypse Liddell

PERRO MUERTO EN TINTORERÍA: LOS FUERTES

Sólo desde el horror se puede entender el horror. El artista incomoda cuando se muestra desnudo y nos muestra desnudos. El riesgo: que no todo el mundo entienda y/o comulgue. Unos cuantos espectadores se marcharon de la sala pequeña del Valle- Inclán, por eso conviene advertir que Perro muerto en tintorería: los fuertes es el más complejo e inasequible espectáculo de la ya de por sí incómoda Angélica Liddell y, a la vez, su montaje más maduro, el zénit de su progresión como artista. Continuar leyendo “Apocalypse Liddell”

Estrellas Volodia

El imperio de los sentidos

DRALION

¿Creen en las leyendas? ¿Cómo que no? Ya va siendo entonces hora de que crezcan, de que se dejen a arrastrar a ese país-de-nunca-jamás donde a los niños grandes también nos dejan pasar y en el que las boas se tragan a los elefantes hasta parecer sombreros, a un lugar onírico y único. Cierren los ojos, imaginen que viajan y vuelvan a abrirlos. Ya estamos: bienvenidos a Dralion. Continuar leyendo “El imperio de los sentidos”

Estrellas Volodia

La receta del éxito

LA CENA

Para empezar, unos guisantes de espárragos. Luego, salmón traído de Austria. Champán al comienzo, coñac para la sobremesa. Y un delicioso helado como postre. El gourmet que ejerce de anfitrión se llama Josep Maria Flotats, director y protagonista. Pero llámenle, por un día, Charles Maurice de talleyrand, príncipe de Benevento, político corrupto, conspirador y obismpo sin vocación. A su casa ha invitado, una noche de julio de 1815, a Carmelo Gómez. Pero llámenle Joseph Fouché, duque de Otranto, espía infatigable, implacable policía, hombre cruel y jefe del Estado provisional. Continuar leyendo “La receta del éxito”

Estrellas Volodia